Tips ingeniosos para realizar jardin en casa con poco dinero

¿Estas pensando en decorar espacios exteriores últimamente? ¿Te gusta la jardinería? Pues no te preocupes mas, ya que te traemos las mejores recomendaciones para que pases tu tiempo recolectando tus propias hierbas aromáticas y mientras lo haces puedas relajarte ocupando tu mente en tareas placenteras que te alejan de los agobios y el estrés del trabajo y de las rutinas diarias.


 
Aprovecha al máximo el espacio del que dispones en el exterior de tu casa, planta tus propias hierbas para cocinar, realiza compost para abonar tus plantas con tus propias manos. estos son solo algunos trucos que te muestro hoy para tener tu jardín ideal.


 

Coloca nombre a tus nuevas semillas

 
Coloca marcadores a tus nuevas siembras para no confundir las plantas cuando comiencen a crecer. Este consejo es realmente útil con las plantas aromáticas que suelen ser muy parecidas en colores y formas.
 

Poda las hierbas aromáticas

 
Si notas que las hierbas aromáticas que tenías plantadas desde hace tiempo han crecido demasiado y empiezan a perder su sabor, no las arranques, bastará con podarlas un poco para que vuelvan a recuperarse.


 

Planifica el espacio

 
A la hora de hacer las plantaciones, ten en cuenta el espacio que necesitará cada planta para crecer, y de esta manera no te quedarán amontonadas evitando tener que trasplantarlas más adelante.
 
Asegúrate de que las hierbas malas no se apoderen de tu jardín impidiendo que las plantas y el césped se desarrollen de manera normal.
 

Relájate en tu jardín

 
Aunque a veces las tareas exteriores del hogar resulten difíciles, puedes conseguir liberar estrés haciendo tu jardín, tómalo como una manera de relajarte y olvidarte de los problemas del día a día. Además, una vez hechas, podrás disfrutar de los maravillosos resultados.


 

Adecua las plantas a la climatología de tu ciudad

 
Muchas veces tenemos plantas que se secan muy pronto, aunque le demos todos los cuidados que nuestro familiar o amigo de otra ciudad nos dio. Esto se debe a las condiciones climatológicas como la humedad, lluvias, calor, puede no ser exactamente iguales y no se produzcan las condiciones ideales para que esa planta crezca. Por eso tienes que tener muy en cuenta el tiempo que hace en tu ciudad y adecuar tus plantaciones a él.
 

Utiliza fertilizantes naturales

 
Muchos de los restos y desperdicios que generamos nos sirven como abono para nuestras plantas. Es el caso de las cáscaras de plátano, las de huevo o los restos del café.


 

Riega con un sistema por goteo casero

 
Para hacerlo solo necesitas una botella de plástico que tienes que agujerear en la parte inferior. Después entiérrala hasta la mitad de la maceta que quieras regar y llénala con agua utilizando el tapón para volver a cerrarla. Así conseguirás que la planta chupe solo el agua que le sea necesaria.
 
Trata de regar siempre al atardecer ya que así ayudarás a que las plantas mantengan por más tiempo la humedad y estén más hidratadas.
 

Elimina los insectos con tu propio pesticida

 
Existen muchas maneras de hacer tu propio pesticida. Una muy eficaz consiste en machacar 2 cabezas de ajo, un poco de clavo (especia) y mezclarlo con 2 vasos de agua. Dejando reposar un par de días y luego mézclalo con 3 litros de agua. Rocía tus plantas con el insecticida una vez al mes.
 
Hay muchas formas de reciclar objetos que ya no usas y pueden funcionar en el jardín, no limites tu creatividad.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
Creado: