Blog de florencio Idea guardada 186 veces
La valoración media de 330 personas es: Muy buena

El crisantemo

Una flor cargada de simbolismo

De origen asiático, pero ampliamente extendido por todo el mundo, el crisantemo o flor de Septiembre es una flor hermosa y cargada de simbolismo.

En Occidente, donde también es conocido como San Vicente, es tradición utilizarlo como ofrenda floral en el Día de los Difuntos, aunque no por ello deja de llenar con abundancia y alegría los hogares como planta ornamental, tanto de interior como de exterior.

En Asia representa la longevidad, por eso también es una flor ritual muy frecuente en determinadas ceremonias.

Se introdujo en Europa a través de Francia a fines del siglo XVIII y los primeros cultivos españoles tuvieron lugar a principios del siglo XIX.

Crisantemo


En el lenguaje de las flores puede relacionarse con varios conceptos: sabiduría, honestidad y alegría.

Los crisantemos son híbridos complejos que ofrecen numerosas variedades aptas para todos los gustos.

 

Sus inflorescencias son tan diversas que nos permiten elegir entre un gran surtido de colores y formas, así como plantear innumerables diseños para los arriates o ramos hermosos de flor cortada.

 

En general, esta herbácea se caracteriza por ser resistente y fácil de cultivar, aunque prefiere la luz de los exteriores, también se deja mimar si la cultivamos dentro de casa.

 

Además, no necesita excesivos cuidados para conservar sus flores durante mucho tiempo.

 

Crisantemo


 

Consejos de mantenimiento

Coloca la maceta en un lugar iluminado y bien ventilado, pero sin corrientes.

Debemos tener cuidado con el calor, ya que, no resisten mucho tiempo en estancias calurosas.

Si las flores no se abren es por falta de luz. Debes mantener siempre el cepellón algo húmedo.

Las flores se marchitan en cuanto les falta agua, pero hay que tener cuidado con los encharcamientos.

Cuando las flores esten marchitas es importante retirarlas, para conseguir que las nuevas duren más tiempo.

Es recomendable pulverizar frecuentemente con agua tibia para que las hojas y las flores estén frescas, principalmente si se encuentran en sitios con calefacción.

A mediados de la primavera puedes sacarla al exterior
y tenerla prácticamente hasta el mes de octubre.

Con las atenciones adecuadas, conseguirás mantener la planta florecida por lo menos diez semanas seguidas. Y si el lugar en el que se encuentra tiene temperaturas suaves, aún se prolongará su permanencia durante más tiempo.

 

Crisantemo


 

Cuidados importantes

La luz es fundamental para el correcto desarrollo de los crisantemos, pero cuidado con la exposición solar directa, puede acabar quemando la planta.

Asimismo, el calor y el frío son enemigos de esta especie. Necesita temperaturas medias entre 13 y 18º C.  

Con la llegada del verano, es necesario incrementar la frecuencia de riego y abonar.

 

Además, si la tienes en el exterior, no es raro que crezca mucho en altura, por lo que es buena idea podar de vez en cuando. Por ejemplo, corta las flores más altas y úsalas para decorar el interior de tu vivienda.

 

Se reproduce por división de mata o esquejes cuando comience a despuntar la primavera. Separa las matas y siembra las plantas individualmente, regando con moderación. Generalmente suelen enraizar sin problemas.

 

Crisantemo



Principales especies

  Margarita de invierno: procedente de una especie derivada de China de hasta 1,5 metros de altura. Presenta diversos tallos leñosos que crecen de un rizoma horizontal ubicado bajo tierra. Tiene hojas redondeadas y se caracterizan por las diferentes formas que presentan sus pétalos, tanto simples como compuestas.

 

Margarita de invierno


 

(Imagen/ Flickr: artesaniaflorae)

 

  Margarita gigante: procede del sur del continente europeo, es una planta que puede medir hasta 70 cm de altura. Sus tallos se encuentran erguidos, poseen hojas superiores dentadas y flores muy grandes y con el centro amarillo.

 

Margarita gigante


(Imagen/ Flickr: TheNickster)

 

  Crisantemo tricolor: originario de Marruecos, con flores sencillas que son semejantes a las margaritas que tienen dos o tres colores. Puede alcanzar hasta los 60 cm de altura y se emplea con frecuencia como planta de corte.

 

Chrysanthemum carinatum


(Imagen: Wikimedia)

 

  Crisantemo índico: procedente del contienente africano, es una planta que podemos localizar en cualquier entorno. Presenta flores de tamaño pequeño y amarillas, que pueden servir de gran utilidad como planta medicinal.

 

Chrysanthemum indicum


(Imagen/ Flickr: Maurizio Albissola.com)

 

  Coronaria: surge en el Mediterráneo. Alcanza los 60 cm de altura. Se caracteriza por poseer flores individuales y parecidas a las margaritas. Tienen varios usos: tallos como verdura, en la cocina oriental, ensaladas...

 

Chrysanthemum coronarium


(Imagen: Wikipedia)

 

Usos y aplicaciones

Se emplea como planta ornamental en cultivos para invernaderos, ya que, sus flores poseen formas muy diversas y decorativas.

 

Es muy útil para balcones, patios e interiores como planta de flor en maceta. En el ámbito de la floristería, puede servir de gran utilidad, concretamente para ramos. Esto se debe a la diversidad de formas y colores.

 

Sus flores amarillas o blancas se hierven para hacer té de crisantemo, que posee propiedades medicinales contra la gripe.

 

Las hojas de algunas especies se emplean como verdura o se fríen con ajo, sal y pimienta.

 

También es fundamental para acabar con el problema de los parásitos, ya que, atacan a su sistema nervioso destruyéndolo.

 

Sin embargo, debemos tener cuidado porque es muy peligroso para otro tipo de animales, como los peces.

 

 

Fuentes: Wikipedia.org, Misjardines.net, Abc-garden.com, Infojardín

 

Imágenes: Wikipedia.org, Hylene, Abedulita, Nidiaester y Maxito de Facilisimo.com, Juliana Coutinho, Pizzodisevo y Damur88 de Flickr.com

¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Recomendamos

Relacionado

clavel flores

El clavel

Una de las flores más representativas de España

El Clavel es un género compuesto por más de 250 especies diferentes, entre las que destacan por su popularidad el Dianthus barbatus, el caryophyllus, el chinensis o el deltoides.