Blog de florencio Idea guardada 42 veces
La valoración media de 116 personas es: Muy buena

Cómo regar nuestras plantas durante las vacaciones

Imagen 0


(Imagen/ Flickr: James Jordan)

Llega ese momento tan ansiado durante todo el año, ¡comienzan las vacaciones! Relajación, ciudades o lugares desconocidos, desconexión... Pero, un momento, ¿qué hacemos con nuestras plantas durante este periodo?

Llevamos todo un año cuidando nuestras plantas con esmero, ¿y resulta que todo se va a echar a perder en tan sólo unas semanas?

Para nada, en este post quiero recoger algunos consejos para que vuestras plantas de interior luzcan igual de bellas que en cualquier otra época del año:

En primer lugar, antes de abandonar nuestro hogar, deberemos asegurarnos de que las plantas están en perfectas condiciones, regadas y en lugares luminosos pero de exposición indirecta al sol.

1. Turba húmeda en las macetas o recipientes: coge una maceta vacía de mayor tamaño y coloca en su interior una porción de turba empapada en agua. Sitúa la maceta pequeña en el interior de ésta, la planta absorberá el agua paulatinamente, en función de sus necesidades, a través de los agujeros situados en la parte posterior de la maceta pequeña.

2. Contenedor de riego automático: en prácticamente cualquier centro de jardinería podrás encontrar recipientes con sistema de riego automático. Éstos proveerán de agua a tus plantas durante un periodo de tiempo limitado.

3. Bolsa de plástico: Otra opción consiste en envolver nuestra planta, maceta incluida, con una bolsa de plástico. Pondremos cuatro pajas en ángulo alrededor de la maceta, regaremos y sellaremos la bolsa con cinta aislante. Al evaporarse el agua, caerá al suelo de la bolsa y la planta podrá reciclarla para abastecerse adecuadamente.

4. Sistema de riego casero: En este caso necesitamos un recipiente vacío (un vaso mismamente) que llenaremos de agua. Utilizaremos un cordón de algodón o mechas para lámparas de aceite, para establecer conexión entre el recipiente y nuestra planta. Hunde profundamente un extremo del cordón en la tierra de la maceta y coloca el otro extremo en el agua. Y, ¡listo!

5. Sistema de riego por goteo casero: Cogemos una botella y realizamos una incisión con una aguja en el tapón de la misma. La llenamos de agua y la colocamos boca abajo en la maceta de nuestra planta. Recuerda, la botella deberá ser lo suficientemente grande como para proveer de agua durante el tiempo que estemos ausentes. 

6. SOS: Pedir a algún vecino, familiar o persona de confianza que pase por lo menos una vez a la semana para regar nuestras plantas.

Puedes emplear alguna de estas ideas o combinarlas para conseguir mejores resultados. Qué os parecen, ¿cómo cuidáis vuestras plantas en verano?

- En este post encontrarás un montón de trucos para que nuestras plantas no mueran en verano.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Recomendamos