comunidades

Pachyphytum

El Pachyphytum longifolium tiene las hojas largas
Imagen – Wikimedia/Jean.claude

Los Pachyphytum son plantas crasas que pueden utilizarse para decorar espacios reducidos, ya que tienen un valor ornamental muy alto y, además, no crecen mucho por lo que son excelentes para cultivar en recipientes durante toda su vida.

Hay diversas especies, pero todas ellas requieren los mismos cuidados y atenciones para que su salud esté garantizada. ¿Quieres saber cuáles son?

Origen y características de los Pachyphytum

Los Pachyphytum crecen de forma silvestre en México, a una altitud sobre el nivel del mar de entre 600 y 1500 metros. En general, son plantas bastante pequeñas, que alcanzan los 50 centímetros de altura como máximo. Sus hojas son suculentas, es decir, carnosas, ya que es en ellas donde almacenan el agua, y pueden ser verdes, verde-glaucas, verde-azuladas, e incluso más o menos rosadas o moradas.

Florecen en primavera. Del centro de cada planta surge un tallo de unos 10 centímetros de largo en cuyo extremo aparecerán las flores, pequeñitas de 1 centímetro, rosada, rojiza o morada dependiendo de la variedad.

Principales especies

El género está compuesto por unas 16 especies aceptadas, de las cuales las más populares son:

Pachyphytum bracteosum

El Pachyphytum bracteosum es una planta pequeña
Imagen – Wikimedia/Seacactus 13

El Pachyphytum bracteosum es una planta que alcanza una altura de 30 centímetros y produce hojas con un tamaño de 6 a 10 centímetros de largo por 2 a 3 centímetros de ancho, de color verde-grisáceo, y cubiertas por una sustancia blanquecina similar al polvo. Esta, le sirve de protección cuando el grado de insolación es muy alto. Sus flores son de color rojo, y brotan de tallos de entre 15 y 30 centímetros de largo.

Pachyphytum compactum

El Pachyphytum compactum es una suculenta
Imagen – Wikimedia/stephen boisvert

El Pachyphytum compactum es una crasa que alcanza una altura de unos 8 centímetros aproximadamente. Las hojas son carnosas, verde-grisáceas, y forman rosetas muy compactas. Sus flores brotan de un tallo de hasta 30 centímetros, y son de color rojo.

Pachyphytum oviferum

El Pachyphytum oviferum es una suculenta
Imagen – Wikimedia/Peter A. Mansfeld

El Pachyphytum oviferum es una planta crasa que alcanza una altura de entre 15 y 50 centímetros. Desarrolla hojas alargadas de color verde o glauco, y a veces están cubiertas por una especie de polvillo blanco. Florece produciendo flores acampanadas de color rojizo.

¿Cómo se cuidan?

Estas son plantas suculentas no cactáceas muy agradecidas, que pueden cultivarse tanto en el exterior, como dentro de casa teniendo en cuenta algunos consejos que ahora te daremos.

Ubicación


Exterior: los Pachyphytum, o pachifitos, crecerán bien si se ponen en una zona luminosa, incluso a pleno sol siempre que se les acostumbre poco a poco y se evite tenerlos expuestos durante las horas centrales del día.

Interior: dentro de casa es importante que se coloquen en una habitación en la que entre mucha luz. Si esto no se cumple, una opción es conseguir una lámpara para plantas.

Riego

Son plantas resistentes a la sequía, pero no a los encharcamientos. Lo más recomendable es dejar que el sustrato o la tierra se sequen por completo antes de volver a regar. Esto lo puedes comprobar con un palito de madera por ejemplo, aunque si los tienes en maceta bastará con pesar esta justo después de regarla y de nuevo al cabo de unos días.

Por cierto, no mojes sus hojas ni tallos, y menos si en ese momento les da el sol, ya que podrían quemarse. Asimismo, si los tienes en una maceta, es importante que tenga agujeros en su base y que no se le ponga ningún plato debajo.

Abonado

El Pachyphytum coeruleum es una crasa de hojas azuladas
Imagen – Wikimedia/Stan Shebs

Los Pachypchytum crecen en primavera y verano principalmente. También pueden hacerlo en otoño si el clima es cálido y/o las heladas son débiles y tardías. Por ello, es muy recomendable abonarlos durante esas estaciones, ya que así conseguirás que crezcan un poquito más rápido y, sobre todo, que lo hagan con salud.

Como abono puedes usar uno cualquiera que sea específico para cactus y crasas, pero léete las indicaciones de uso para que no eches más cantidad de la necesaria.

Multiplicación

Conseguirás nuevos ejemplares multiplicándolos, en primavera o comienzos de verano, por semillas, o por esquejes de hoja o tallo.

Semillas

Para que las semillas de Pachyphytum germinen, se han de sembrar en una maceta o bandeja con agujeros en la base con una mezcla de turba y perlita a partes iguales. Luego, riega y coloca el semillero cerca de una fuente de calor. De este modo, y manteniendo el sustrato húmedo pero no encharcado, germinarán en unos 5-10 días.

Esquejes de hoja

Una manera más sencilla de conseguir nuevos ejemplares es cogiendo una hoja y plantarla un poco recostada en una maceta con sustrato para cactus y crasas. Eso sí, en vez de regar, tienes que pulverizar/rociar con agua dicha tierra.

Pon el recipiente en una zona luminosa pero sin sol directo, y verás que en unos días emitirá raíces y hojas nuevas.

Esquejes de tallo

Los Pachyphytum se multiplican muy bien por esquejes de tallo. Para hacerlo, solo has de cortar un tallo, dejar secar la herida una semana, y luego plantarlo en una maceta con arena de cuarzo o similares. Por último, riega y coloca la maceta en una zona luminosa y protegida del astro rey.

Al cabo de unos 7-9 días emitirá sus raíces.

Época de plantación o trasplante

En primavera. Si están en macetas, hay que plantarlos en otras algo más grandes cada 2 años.

Plagas y enfermedades

No suelen tener, aunque durante la época de lluvias hay que vigilar a los caracoles, y durante el verano a las cochinillas y a los pulgones.

Rusticidad

Por propia experiencia, te puedo afirmar que resisten las heladas débiles de hasta los -2ºC. Así y todo, es preferible que no baje de los 0 grados.

El Pachyphytum es una crasa originaria de México
Imagen – Wikimedia/Diego Delso

¿Qué te han parecido los Pachyphytum?

Fuente: este post proviene de Ciber Cactus, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
Creado:
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Imagen – Wikimedia/Rémih El Sempervivum montanum es una planta crasa pequeña que crece bien en terrenos pedregosos, tal y como puedes ver en la imagen. Su altura es reducida, pero tiende a produ ...

Imagen – Wikimedia/Diego Delso Hay muchos tipos de áloes, y aunque hay algunos que crecen como árboles de varios metros de altura, hay otros que se quedan más pequeños. Uno de ellos es el Aloe j ...

Imagen – Flickr/Drew Avery ¿Te gustan los áloes? Si además eres de los que disfrutan viendo aquellos que alcanzan el metro de altura, o que incluso lo superan, la especie de la que te voy a habl ...

Etiquetas: Plantas crasas

Recomendamos

Relacionado

Cactus

Imagen – Wikimedia/Salicyna Los cactus colgantes no parecen ser tan conocidos como las crasas que se pueden utilizar como tales. Pero hay una especie que es muy, muy popular, por lo curiosa que es y lo fácil que resulta de mantener con salud: su nombre científico es Rhipsalis baccifera. Se asemeja un poco al muérdago, especialmente cuando está en flor, pero a diferencia de este, tiene sus pr ...

Cactus Fichas

Imagen – Wikimedia/Frank Vincentz El Myrtillocactus geometrizans es un cactus ideal para jardines de medianos a grandes, pues tiene la altura y el porte perfectos para poder usarse como seto de protección, o para conseguir algo de privacidad. Tiene tallos muy curiosos, de un color muy bonito. Además, produce flores que, si bien no se suelen ver mucho, también son de un valor ornamental muy i ...

Fichas

Hay muchos tipos de áloe: unos no superan los diez centímetros de altura, mientras que otros crecen como árboles o arbustos de varios metros. Sus hojas, independientemente de la especie a la que pertenezcan, son todas muy similares: tienen forma triangular, son carnosas, y suelen tener los márgenes dentados. Estas crecen formando rosetas, de cuyo centro brota un tallo floral en el que, de su extre ...

Plantas crasas

Imagen – Wikimedia/Salicyna ¿Te gustan las plantas crasas colgantes? Pues ya somos …, bueno, unos cuantos 🙂 . Quedan genial en macetas colgadas del techo, o en esa mesitas altas que a veces se tienen en las terrazas, patios o incluso en los interiores luminosos. Pero, ¿cuál es la especie más adecuada para los que empiezan en el mundo suculentero? Hay muchas, pero sin duda te v ...

Plantas crasas

Imagen – Wikimedia/Abu Shawka La Haworthia fasciata es una de las primeras especies de suculentas de las que se suele comprar un ejemplar cuando se empieza una colección, o cuando se busca una planta pequeña para tener en una mesa o en la terraza. Es muy fácil de cuidar. Tanto que me atrevería a decir que es una de las mejores para iniciarse en el mundo suculentero. Además, no solo tendrás q ...

Plantas crasas

Imagen – Wikimedia/Kurisu rs El Aloe variegata es una de las crasas más curiosas: es bastante pequeño, lo cual hace que sea particularmente interesante para cultivarlo en maceta durante toda su vida, sus hojas tienen bandas blanquecinas muy bonitas, y además, a diferencia de la mayoría de las especies del género, prefiere estar en semisombra. No es complicado de mantener, aunque siempre vien ...

Plantas crasas

Imagen – Wikimedia/Karl Thomas Moore // Echeveria ‘Perle von Nurnberg’ Las plantas crasas del género Echeveria son preciosas, tanto que bien se podría pensar que son flores por sí mismas, aunque ellas las producen también. Sus hojas son de colores muy vistosos, y como además tienen formas muy elegantes, pues … cualquiera se puede enamorar de ellas 😉 . Es fácil adqu ...

Plantas crasas

Imagen – Flickr/salchuiwt ¿Eres de los que disfruta cultivando plantas suculentas en macetas? Si es así, voy a presentarte a la Graptopetalum mendozae, una crasa que puede ser cultivada en maceta siempre, ya que es pequeña y además no tiene raíces invasivas. Incluso si vieras que está creciendo mucho, podrías recortar sus tallos sin problemas, puesto que cicatriza rápido. Así que si tienes p ...

Plantas crasas

Imagen – Flickr/Drew Avery ¿Te gustan los áloes? Si además eres de los que disfrutan viendo aquellos que alcanzan el metro de altura, o que incluso lo superan, la especie de la que te voy a hablar a continuación es probable que te interese, y puede que mucho ya que es capaz de resistir algunas heladas. Su nombre científico es Aloe marlothii, y es una planta muy bonita. Su crecimiento es lent ...