comunidades

Todo sobre el Aeonium

Vista del Aeonium variegada


Los Aeonium son de las plantas suculentas más agradecidas que podemos tener en un jardín, balcón o terraza. Mientras estén expuestos al sol directo y reciban agua de tanto en cuando, crecerán que dará gusto verlos temporada tras temporada.

Son tan adaptables, que sin duda estamos hablando de las mejores, o una de las mejores, suculentas aptas para principiantes y también para aquellos que no quieren ni/o pueden dedicar mucho tiempo a sus cultivos.

Origen y características de los Aeonium

Se trata de un género de plantas suculentas compuesto por unas 75 especies originarias de las Islas Canarias sobretodo, pero también en Madeira, Marruecos y África oriental. Pertenecen a la familia Crassulaceae, y se caracterizan por desarrolla una roseta de hojas sobre un tallo que suele ser recto o inclinarse levemente.

Durante el invierno producen una inflorescencia de florecillas blancas o amarillentas las cuales rara vez dan fruto. Por el contrario, si una rama se rompe y cae al suelo, enraizará sin problemas en cuestión de pocos días.

Principales especies

Son las siguientes:

Aeonium arboreum

Vista del Aeonium arboreum
Imagen – Wikimedia/James Steakley

Se le conoce como siempreviva arbórea, siempreviva mayor, piñuela o garchosilla, y es una especie originaria de Marruecos. Alcanza una altura máxima de 90 centímetros, y desarrolla tallos de los que brotan rosetas de hojas verdes de unos 15-20cm de diámetro. Las flores se agrupan en inflorescencias de unos 15 centímetros y son amarillas.

Resiste hasta los -4ºC.

Aeonium arboreum ‘Atropurpureum’

Vista del Aeonium arboreum Atropurpureum
Imagen – Wikimedia/Agnieszka Kwiecie?, Nova

Tiene las mismas características que el anterior, pero sus hojas son marrones, motivo por el que suele llamar bastante la atención.

Aeonium canariense

Vista del Aeoonium canariense
Imagen – Wikimedia/Opuntia

Conocido como bejeque, es una especie originaria de las Islas Canarias, en concreto de la Gomera. Desarrolla tallos cortos, rectos y gruesos, el cual rara vez ramifica, y del que brotan rosetas de hojas pubescentes con un diámetro de entre los 15 y los 45cm de diámetro, de color verde.

Resiste heladas de hasta los -2ºC.

Aeonium haworthii

Vista del Aeonium haworthii
Imagen – Wikimedia/PantaRhei

Es una especie nativa de las Islas Canarias, en concreto de Tenerife, que alcanza una altura aproximada de unos 40-50 centímetros. Desarrolla una roseta de hojas de color verde, con un diámetro de 6 a 11cm de diámetro. Las flores son pequeñas, de color blanquecino.

Resiste hasta los -4ºC.

Aeonium lancerottense

Vista del Aeonium lacerottense en hábitat
Imagen – Wikimedia/Frank Vincentz

Se trata de una planta endémica de las Islas Canarias, que desarrolla porte arbustivo o subarbustivo con tallos ramificados. Las hojas se agrupan en rosetas con un diámetro superior a los 5 centímetros, y de color verde-glabro. Las flores son rosadas.

Resiste heladas de hasta los -2ºC.

Aeonium tabuliforme

Vista del Aeonium tabulaeforme
Imagen – Wikimedia/Bluemoose

Su nombre científico original es Aeonium tabulaeforme, y es autóctona de las Islas Canarias, en concreto de Tenerife. Desarrolla una roseta de hojas aplanada, con un diámetro entre 15 y 30 centímetros, de color verde. Las flores se agrupan en inflorescencias de color amarillo pálido.

Resiste poco el frío, hasta los 0 grados.

¿Cuáles son sus cuidados?

Si quieres tener un ejemplar, te recomendamos proporcionarle los siguientes cuidados:

Ubicación

Son plantas que han de estar en el exterior, en una zona donde les dé el sol durante todo el día siempre y cuando estén acostumbrados. Si compras uno que tenían bajo techo, debes de ir acostumbrándolo poco a poco y de forma gradual a estar expuesto a los rayos del astro rey, pues de lo contrario sus hojas se quemarán.

Tierra


Maceta: rellenarla con sustrato de cultivo universal mezclado con un 30-40% de perlita o similares (arlita, greda volcánica, arena de cuarzo, etc.).

Jardín: no es exigente, siempre que tenga buen drenaje.

Riego

Vista de las flores del Aeonium
Imagen – Wikimedia/Javier Sanchez Portero

De moderado a escaso. Hay que dejar secar la tierra o el sustrato por completo antes de volver a regar, pues los Aeonium son muy sensibles al exceso de agua. Por este motivo, es muy importante tener en cuenta también que, en caso de cultivarlo en maceta, no se debe de ponerle un plato debajo ni dentro de un macetero sin agujeros.

Abonado

Al ser plantas que crecen en primavera y verano y que suelen florecer en invierno, lo ideal es abonarlos durante todo el año (excepto en invierno si la temperatura baja de los -4ºC) con un abono específico para cactus y suculentas, o bien echándoles unas dos cucharadas pequeñas (de café) cada 15 días de Nitrofoska azul.

Otra alternativa es abonarlo con productos orgánicos, como el guano (usa el formato líquido si lo tienes en maceta) o el estiércol de animales herbívoros.

Así, lograrás tener un Aeonium en buen estado de salud, capaz de combatir sin problemas los microorganismos que causan infecciones y los insectos que pueden convertirse en plagas.

Multiplicación

Como decíamos antes, rara vez dan semillas en cultivo. Si las dan, se siembran en primavera en semilleros con agujeros en la base, rellenados con sustrato universal. Pero si quieres tener un nuevo ejemplar rápido, te aconsejamos multiplicarlo por esquejes de tallo.

Estos esquejes se obtienen en primavera o verano, y se plantan en macetas individuales con arena de cuarzo, pómice o similares, y se colocan en una zona exterior luminosa pero protegida del sol. En unos 15-20 días enraizarán.

Plagas y enfermedades

Son bastante resistentes, pero pueden verse afectados por cochinillas y caracoles. Como son plantas relativamente pequeñas, puedes quitárselos con la mano, o si lo prefieres con algún insecticida natural como la tierra de diatomeas.

Época de plantación o trasplante

En primavera, cuando el riesgo de heladas haya pasado.

Rusticidad

Depende de la especie, pero en general resisten heladas débiles y de corta duración de hasta los -4ºC.

El aeonio es una planta suculenta


¿Qué te han parecido los Aeonium?

Fuente: este post proviene de Ciber Cactus, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
Creado:
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Imagen – Flickr/Booman Floral Hay muchos cactus que pueden usarse como plantas colgantes, pero el Epiphyllum anguliger es muy especial. Sus tallos son muy vistosos, y como se mantienen verdes du ...

Imagen – Wikimedia/Josenildo Bezerra da Silva El Cereus jamacaru es un cactus muy especial, ya que no es el típico que encontraríamos en una región que está casi siempre seca. Aunque no le gusta ...

Imagen – Wikimedia/Petar43 El Pilosocereus azureus es un cactus con tallos columnares y espinosos con un gran valor ornamental. Aunque crece a un ritmo que podríamos describir como lento, no es ...

Los cactus del género Hylocereus se caracterizan por ser plantas de buen tamaño, además de por producir flores de una extraordinaria belleza. Aunque por desgracia estas son nocturnas, merece la pena d ...

Etiquetas: Plantas crasas

Recomendamos

Relacionado

Fichas

Imagen – Wikimedia/BS Thurner Hof La Euphorbia resinifera es una de esas plantas suculentas que quedan geniales en macetas de barro más o menos grandes, o en jardines que reciben poco riego. Produce múltiples tallos, que con el tiempo forman una especie de ‘cojín’, pero sin poder usarse como tal ya que posee numerosas espinas. El mantenimiento es sencillo; de hecho, mientras reci ...

Cactus

Imagen – Wikimedia/C T Johansson Los Ariocarpus son cactus de muy lento crecimiento que tienen una curiosa forma. Esta forma hace que sean de los géneros botánicos más populares entre los coleccionistas de plantas suculentas, y también unos de los más difíciles de conseguir. Cuando se comercializan, a menudo les ponen precios muy altos, pues no solo han de pasar varios años hasta que alcanza ...

Curiosidades Plantas crasas

Todas las especies de animales y plantas pertenecen a lo que se conoce como familia. Si hablamos del reino vegetal, esta será botánica. Pues bien: de todas las familias que hay en el mundo de las suculentas, probablemente la que más importancia tiene, por tener especies preciosas y muy fáciles de cuidar, es la Crassulaceae. Se estima que hay unas 1400 diferentes (sin contar con los cultivares e hí ...

Plantas crasas

Imagen – Wikimedia/James Steakley El Aeonium arboreum es una de las crasas más populares del mundo, y no es para menos: es muy, muy fácil de cuidar y de multiplicar, y además es precioso. Se trata de una especie agradecida, que necesita solo unos cuidados mínimos para estar perfecta. Quizás el único inconveniente es que precisa una exposición directa al sol, pero por lo demás seguro que te d ...

Plantas crasas

Imagen – Wikimedia/Ixitixel El Kalanchoe fedtschenkoi es una planta crasa que, si bien tiene un apellido un tanto difícil de recordar, es realmente decorativo. De hecho, lo puedes cultivar tanto en un rincón del jardín como en macetas o jardineras, ya que su tamaño es reducido y no necesita de mucho espacio para poder crecer. Su mantenimiento es sencillo, siempre que se riegue más bien poco ...

Cactus

Imagen – Wikimedia/Ken Bosma from Green Valley, Arizona, USA El Ferocactus latispinus es una de las especies de cactus más habituales en las colecciones, así como por supuesto en los jardines de suculentas. Motivos no faltan: resiste bien la sequía, y aunque sí que puede hacerse algo grande, poder ver sus flores en vivo y en directo es una experiencia magnífica. Por otro lado, su cultivo es ...

Cuidados

Imagen – Wikimedia/Chmee2 // Ferocactus townsendianus Las plantas del género Ferocactus son de las más interesantes cuando quieres tener una bonita rocalla, un jardín con plantas de regiones áridas, o una colección de suculentas curiosa. Son muy conocidos por el nombre de biznagas, y sin duda destacan por sus espinas: fuertes, afiladas y a menudo de colores realmente bonitos. Por el tamaño q ...

Plantas crasas

Imagen – Wikimedia/JJ Harrison La Aptenia cordifolia es una de las plantas crasas que tienen un ritmo de crecimiento más rápido. Además, es muy adaptable, hasta el punto de que si un tallo se rompe, el trozo que cae al suelo emitirá raíces muy pronto, convirtiéndose así en un individuo independiente. Sin embargo, es precisamente esa adaptabilidad lo que hace que sea preferible disfrutarla en ...

Cactus

Imagen – Wikimedia/Petar43 Los Gymnocalycium son unos cactus que siempre quedan bien en una terraza. Son plantas pequeñas que rara vez superan los diez centímetros de diámetro y los veinte de altura, así que es muy fácil tenerlos vigilados y bien cuidados. Hay alrededor de 70 variedades, siendo muchas de ellas fáciles de conseguir algo que sin duda te alegrará, ya que las flores que producen ...

Plantas crasas

Imagen – Wikimedia/David J. Stang El Kalanchoe thyrsiflora es una planta suculenta no cactácea que queda estupenda en los jardines. Crece rápido, además es de buen tamaño, por lo que puedes ponerla en cualquier sitio porque quedará muy visible, que es justo lo que más se suele desear de los elementos que forman parte de un terreno: que se vea y destaque por algún motivo. Para mantenerlo con ...