Vegicienta Idea guardada 14 veces
La valoración media de 13 personas es: Muy buena

Cómo cultivar habichuelas o judías

fichap-técnica-habichuela-vegicienta
Podría vivir sin comer habichuelas el resto de mi vida sin ningún problema. De hecho aprendí a comerlas relativamente tarde, a los 16 años, cuando me fui a vivir a Bogotá en la época en la que empecé mi carrera universitaria, era una chica de 16 años y aunque parecería demasiado joven -por no decir que una niña culicagada- para andar sola por las calles de la gran capital colombiana, en realidad era demasiado viejorra para empezar a comerlas apenas. No me culpen! yo soy calentana hasta los huesos, nací y crecí en el ardiente Valledupar, nosotros no somos gente de comer cosas verdes. En cambio, la sabana de Bogotá y los climas templados son perfectos para su crecimiento y desarrollo.

Pese a que no me muero por comerlas, me encanta cultivarlas… y una cosa lleva a la otra… después de desprenderlas fresquitas de la planta, se ven tan bonitas que uno no puede resistirse a pegarles un mordisco. Además, son fáciles de cultivar, toman relativamente poco tiempo (entre dos y tres meses) y no necesitan un suelo demasiado fértil ya que como buena leguminosa, se puede aliar con las bacterias rhizobium para fijar nitrógeno del aire en el suelo. Es decir, dejan el suelo más rico en nutrientes de lo que lo encontraron. Con todos estos beneficios, no hay razón para no cultivarlas.

Las típicas habichuelas o judías son verdes y alargadas pero es impresionante ver la gran variedad de colores, formas y tamaños que existen en realidad. Las hay amarillas, rojas y moradas, también hay alargadas, aplanadas y cilíndricas… mejor dicho, hay para todos los gustos.

Según el tipo de planta, las habichuelas se clasifican en dos:

Arbusto: Son plantas relativamente pequeñas, pueden llegar a medir unos 50 cms de alto y no necesitan soporte para crecer. Sin embargo, en algunos casos es recomendable instalarle un soporte ya que la planta puede ser tan productiva y sus hojas pueden ser tan grandes que el tallo no aguanta el peso y crece a ras de tierra, lo que puede exponer la planta entera a plagas y enfermedades.

Enredaderas: Este tipo de habichuelas necesitan un soporte para crecer ya que no tiene un tallo consolidado sino que produce ramificaciones que se adhieren a lo primero que encuentren. Son altamente productivas y bastaría con un par de plantas para suplir a una familia de cuatro miembros. Yo las he plantado al lado del maíz ya que ambas se benefician entre sí, la habichuela encuentra un soporte en el tallo erguido del maíz y éste a su vez recibe nitrógeno extra de los nódulos de la habichuela. Las enredaderas toman más tiempo en desarollarse que las de arbusto pero son igual de productivas en su época pico.

Siembra

habichuela-post1-vegicienta
A las leguminosas en general no les gusta que sus raíces sean maltratadas en lo más mínimo y teniendo en cuenta las propiedades tan especiales que tienen para resguardar a las bacterias que fijan el nitrógeno, nadie querría causar el más mínimo daño. Por esto, lo recomendable es sembrar las semillas directamente en el lugar en donde la planta va a crecer. En mi caso, yo tengo que esperar hasta principios de Junio cuando ya ha pasado el riesgo de heladas nocturnas. Luego planto dos baches adicionales cada dos semanas para maximizar mi producción durante el verano. Particularmente me gusta que mi comida sea colorida por lo que trato de plantar variedades de diferentes formas y colores. Este año por ejemplo empecé con las verdes Provider, las amarillas Kentucky Wonder Wax y la Royal Burgundí que como su nombre lo indica, produce una vaina de color vino tinto que aunque desaparece al cocinarla, ofrece un toque de fina coquetería en el paisaje.

Se recomienda plantar las semillas a unos 2 cms de profundidad y separadas entre sí a unos 10 o 15 cms. Se cubren con tierra y se riega constantemente para mantener el suelo húmedo, no encharcado.

Crecimiento

habichuela-post2-vegicienta
Una vez sembradas las semillas, las plantas no se hacen esperar, germinan en cuestión de un par de días y crecen como si de verdad tuvieran afán de producir. A mí particularmente me encanta ir a la huerta en diferentes momentos del día para ver sus hojas ávidas de sol dirigirse hacia él para no perderlo de vista, como los paneles solares que literalmente son. Las plantas pueden soportar algo de sequía pero es recomendable mantener el suelo húmedo constantemente para garantizar una buena producción.

Las habichuelas o judías pueden ser muy frágiles ante las enfermedades producidas por hongos, los más comúnes son el powdery y el downy mildew. Para minimizar el riesgo, se recomienda regar la tierra temprano en la mañana procurando no mojar demasiado las hojas, con el fin de darles tiempo durante el día de que se sequen. También se recomienda instalar un buen soporte para ayudar al tallo a sostenerse para evitar el contacto directo con el suelo húmedo.

Dependiendo de la variedad las flores empezarán a aparecer en unas 3 o 4 semanas y las habichuelas empezarán a formarse entre la 6ta y 7ma semana.

Cosecha

habichuela-post3-vegicienta
Las habichuelas empiezan a sobresalir de las flores como unas pequeñas agujitas que día a día crecen tanto en longitud como en espesor. En menos de una semana estarán listas para cosechar. Al principio su textura es aterciopelada y hasta un poco carrasposa pero con el tiempo se va alisando. Una vez han alcanzado el tamaño y el grosor característicos es tiempo de cosechar pero aquí es necesario prestar mucha atención ya que si se dejan demasiado tiempo en la planta empezarán a convertirse en semilla y en ese momento la planta deja de producir habichuelas y concentra su energía en la formación de la semilla. Por lo tanto, el mejor indicador es el color uniforme, una textura menos aterciopelada y más lisa y un cuerpo firme.

habichuela-post4-vegicienta
Recoger constantemente estimula a la planta a producir más habichuelas así que hay que echarles ojo diariamente.

Se pueden comer inmediatamente, cocidas y en una gran variedad de platos. Si recogemos más de lo que físicamente podemos consumir, se pueden congelar o encurtir para usarlas después.

Fuente: este post proviene de Vegicienta, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Cómo cultivar maíz

Como Latinoamericana, es muy difícil imaginar mi vida sin el maíz. Muy pocos latinos hoy en día somos conscientes de eso, especialmente los colombianos quienes generalmente despachamos sin pudor nuest ...

Cómo cultivar habichuelas o judías

Podría vivir sin comer habichuelas el resto de mi vida sin ningún problema. De hecho aprendí a comerlas relativamente tarde, a los 16 años, cuando me fui a vivir a Bogotá en la época en la que empecé ...

Cómo cultivar ajos

La verdad me siento mal hablando de cómo ‘cultivarlos’ puesto que es tan fácil que prácticamente… no hay que hacer nada! Por supuesto, hay que escoger un lugar soleado y nutrir el s ...

Progreso de mi huerta – Verano 2016

Estamos en temporada alta de jardinería, y para los que me preguntan que por qué tan perdida? pues la respuesta es un poco obvia: la huerta me quita absolutamente todo el poco tiempo libre que me qued ...

Recomendamos

Relacionado

cultivo tomates fran huerto huerto casero ...

Tomates cherry (cereza) en el huerto familiar

A quién no le caen simpáticos estos diminutos tomatitos, capaces de cambiar el aspecto de muchos platos con su color, sabor y frescor. Estamos hablando de los tomates cherry (Solanum lycopersicum) o tomates cereza. Hoy en día los podemos encontrar en prácticamente todos los Huertos y, por ende, en la mayoría de ensaladas que elaboramos en casa. De hecho, está empezando a desbancar a su versión más ...

Cuidados cuidados del papiro cultivo papiro ...

Cultivo y cuidados del papiro

Hoy quiero hablarte sobre el cultivo y cuidados del papiro, cuyo nombre científico es Cyperus Alternifolius. Es una planta con unos cuidados muy sencillos y que alcanza con mucha facilidad el metro y medio de altura. Esta planta es utilizada mucho en jardines, parques e incluso en huertos urbanos. Comúnmente se le conoce como papiro por su gran parecido al papiro egipcio auténtico, con el cual se ...

hortalizas y verduras huertos fresa ...

Fresas, cultivo en el huerto urbano

Cultivando fresas en vertical Cultivar fresas en casa es fácil y divertido NECESITAMOS 1. Una zona soleada donde colocarlas del balcón, terraza, patio, ventana. 2. Semillas para preparar el semillero con el fin de que crezcan las plantas que posteriormente trasplantaremos. 3. O plantas (si no queremos pasar por el proceso desde la semilla) 4. Una maceta, jardinera, bolsa, mesa de cultivo o reci ...

huerta casera cultivar alubias cultivar judías ...

Cosechando judías tiernas en el huerto

Cosechando judías tiernas en el Huerto.

Hola a todos, tanto las judías de porte bajo como las de enrame ya empezaron a ofrecer judías para consumirlas verdes, tiernas. Las judías se desarrollan bien en climas cálidos y templados como el nuestro (mediterráneo). Si se plantan poco antes de empezar el verano, cuando el buen tiempo ya está consolidado, en pocas semanas podremos cosechar judías. Las judías son de la familia de las leguminosa ...

hortalizas y verduras huertos como empezar en el huerto ...

Guía completa para el cultivo de tomate

Este articulo pretende ser la guía completa sobre el cultivo del tomate en nuestro huerto o huerto urbano, a través de una serie de vídeos, vamos a ir viendo el proceso completo que necesitamos para cultivar nuestros tomates en casa de forma sencilla y adaptada a todo el mundo, porque al fin y al cabo, tener nuestros propios alimentos no tiene porque ser muy difícil. Cada vídeo muestra un paso a s ...

evolución de cosechas y cuidados chayote huerta ...

El cultivo del chayote: evolución y cuidados

El cultivo del chayote 2ª parte, evolución y cuidados

A mediados de mayo sembramos nuestra semilla de chayote "puedes verlo pinchando aquí" y después de superar la primera prueba, el germinado, nos encontramos ahora en las labores de mantenimiento y cuidados de la planta resultante para el correcto desarrollo y el objetivo final que es la obtención de nuevos frutos. Hoy os hablaremos de los cuidados que en estos momentos estamos realizando ...

huertos plantas aromáticas y medicinales aromáticas y medicinales ...

2 cultivos que mejorarán tu bienestar

El simple hecho de tener un huerto implica una mejora en la alimentación y hace que tendamos a pasar más tiempo libre en el exterior y moviéndonos, así que el simple hecho de tener un huerto en casa ayuda a mantenerte más vital y sano. Pero hay dos cosas que mi huerto me ha dado que han sido claves para mejorar mi bienestar; me han ayudado con el estrés, a dormir mejor y a tener más vitalidad. Y s ...

huerto asociación precolombina calabazas ...

La asociación precolombina: maíz, judías y calabazas

LA ASOCIACIÓN PRECOLOMBINA; MAÍZ, JUDÍAS Y CALABAZAS

El maíz es la base de la alimentación en América, como el trigo lo es en Europa y el arroz en Asia. Era tal la importancia de este grano en los pueblos de mesoamérica que lo divinizaron considerándolo un don de los dioses. También eran muy importantes para los pueblos de la américa precolombina otros alimentos como el frijol (judía negra) y el ayote (calabaza). El maíz les proporcionaba los hidrat ...

árboles frutales y frutos secos arbustos huertos ...

Cómo cultivar arándanos

En el artículo de hoy os hablaré sobre el cultivo del arándano, un arbusto que, según la variedad escogida, puede alcanzar varios metros de altura. Es importante escoger la variedad que esté más adaptada a nuestro clima, pues algunas necesitan climas mas fríos y otras, con climas mucho más suaves, ya dan frutos. Si queréis conocer este cultivo más a fondo, os invito a seguir leyendo. Suelo Los a ...